26 mayo 2008

Cal y arena


Podríamos ser una fórmula adecuada,
pero resulta demasiado sencillo,
la última vez que te vi
eras apenas un instante,
un resultar breve pero intenso
de esa fusión tuya tan mía,
rodeados,
en un lugar demasiado público,
de donde salí escopetado.

Entonces llegas y me marcho,
me das los ojos recientes
de Madrid en un taxi,
me das la revolución artística
de tus clavículas,
me vas a dar la mano
pero la retiras, y sueltas
con sorna un puñado de cal.
Escupo desiertos de mi boca,
te inyecto algo de compasión
y tu cuerpo rechaza humanidad
por cada uno de sus poros.
Vivimos un reloj de arena,
angustiante, sereno, demencial...
eludo el envite de grandes,
me hago venenoso...
Se derrama grano a grano,
se nos acaba el tiempo.

.
.
(Eludimos el día a día, pero esta ahí y es innegable, es hermosamente jodido, es terrorífico, cada día tiene un punto álgido, un climax bello como un orgasmo, la vida es asquerosa, pero hay que cogerle el gusto, se puede sacar jugo... lo recomiendo, por si a alguién, a veces... Se le olvida)

Texto: Jl. En los afelios
Imagen: Antoine D´agata
De fondo: Blood Red Shoes - "Its getting boring by the sea"

15 comentarios:

angela dijo...

se acaba,
pero empieza de nuevo..
con otra forma, otro olor,
otra sensación..
empieza

ana dijo...

por recordar, recomendar siempre...

ana dijo...

me gusta releerte

.JL. en los afelios dijo...

Es cierto chicas.

Cuando acaba empieza todo,
si no es contigo,
es con ella...

Si no recuerdo,
recomiendo recordarme cada día,
pero no sucede siempre.

Imploro especiales tratos,
no se puede tener todo
y se me envenena el paladar,
amargo como una hoja opia,
mal viviendo copias,
de otras copias...

.JL. en los afelios dijo...

Os dejo un pedazo de lo que andaba leyendo en este momento cuando dejé de leerle para leeros:

"Me siento morir en tí, atravesado de espacios
que crecen, que me comen igual que mariposas
hambrientas.
Cierro los ojos y estoy tendido en tu memoria,
apenas vivo,
con los abiertos labios donde remonta el río del olvido.
Y tú, delicadas pinzas de paciencia me arrancas
los dientes, las pestañas, me desnudas
el trébol de la voz, la sombra del deseo,
vas abriendo en mi nombre ventanas al espacio
y agujeros azules en mi pecho
por donde los veranos huyen lamentándose.
Transparente, aguzado, entretejido de aire
floto en la duermevela, y todavía
digo tu nombre y te despierto acongojada.
Pero te esfuerzas y me olvidas,
yo soy apenas la burbuja
que te refleja, que destruirás
con sólo un parpadeo".

Julio Cortázar

ana dijo...

Cortázar siempre...

Caperucito Lorca dijo...

La fórmula adecuada, la perfecta, resulta cuasi imposible. Pero hay ocasiones en las que, no sé, sucede algo parecido. Y eso es maravillosamente inquietante. Y entonces te arrepientes de decir que la vida es asquerosa. ¿No?

Un saludo.

.JL. en los afelios dijo...

"Creo que sospecharás esto que ocurre,
como yo te presiento a la distancia en tu ciudad,
volviendo del paseo donde quizá juntaste
la misma florecita, un poco por botánica,
un poco porque sí,
porque es preciso
que no estemos tan solos, que nos demos
un pétalo, aunque sea un pastito, una pelusa..."

No puedo dejar de leerle...

Tienes razón caperucita,
pero sigo firme en aquello de asquerosamente hermoso,
es un compendio de dudas y placeres,
de dolores y respuestas...


Hoy el tiempo se me a atravesado,
soy como un reloj de arena.

Samuel Villena dijo...

Julio, he vuelto a dejarte un regalito en mi blog. Llevaba mucho sin poder pasar por estos lares y he encontrado grandes textos. Un saludo!

Bea M dijo...

Es verdad que la vida tiene su gracia y la verdad, si muchas cosas no tubieran final a lo mejor no tendria chiste

Paseando por tu nube dijo...

Tienes tanto dentro para ofrecernos, para que podamos sentir, vivir y disfrutar.
Por favor, no dejes nunca de regalarnos tanta belleza.
Cuánto te kiero wapo!!

saudade dijo...

Tuve que leerlo casi sin respirar...
Qué maestro. Qué perfección.

Sara Ramos Boyero dijo...

Siempre que voy a pasar por aqui tengo la total certeza de que me iré con las manos llenas de vida, de versos, de sueños...
No te voy a animar a seguir escribiendo porque es como animarte a seguir respirando.
Sólo decirte que ojalá no se te acaben nunca las palabras. :)

Mil besos!

Winnie dijo...

"Todo es más hermoso porque hay un final". Eso decían en una película, y yo creo que las es cierto, la intensidad reside en la caducidad.
Me encanta leerte!
mukis

Sara Ramos Boyero dijo...

¿La dirección de e-mail que esta en tu perfil es correcta?...Queria decirte algo :)